Juzgados de los Contencioso Administrativo

En 1928, Fernando María de Vidales encargó al arquitecto Luis Díaz Tolosana la realización de un proyecto de obra para viviendas de alquiler que debía construirse en una de las parcelas ubicada en la acera de los pares del tercer tramo de la Gran Vía. Díaz Tolosana elaboró una interesante construcción articulada en torno a dos patios interiores que destacaba sobre todo por el tratamiento Arc Decó de sus fachadas exteriores: una adecuada combinación de piedra artificial, chapa metálica, paramentos de ladrillo visto y pequeños remates decorativos.

El uso inicial de viviendas, combinado con el de los locales comerciales de la planta de calle se alteraría pocos años después con la instalación de un hostal, el Gredos. Hoy, gran parte de su superficie está ocupada por las dependencias de los Juzgados de los Contencioso-Administrativo y de Primera Instancia.

> Enviar a un amigo
> Imprimir

< Volver